DEPORTES

El equipo de motos EMS Competición de Parla se proclama campeón de España de velocidad

 

motos-1

 

Lo ha hecho en la categoría de Superstock 1000 con una moto pilotada por Kike Ferrer, el más joven de la categoría

EMS Competición es el equipo de un taller asentado en Parla desde hace más de una década


 

 

♦ El nombre de Parla ha vuelto a subirse a lo más alto de un podium. Ha sido gracias al equipo EMS Competición, cuyo taller, asentado en Parla, ha sido el encargado de preparar la Kawasaki con la que el joven piloto de 22 años, Kike Ferrer, se ha proclamado campeón de España de velocidad este pasado fin de semana, en Navarra, en la categoría Superstock 1000.

Tras este triunfo está una empresa parleña, el taller EMS, abierto en 2003 en un local de la calle Macarena que pronto se les quedó pequeño, lo que les llevó a trasladarse hace cuatro años a la Avenida Cerro del Rubal, en el polígono industrial Ciudad de Parla.

La idea de crear su propio equipo surgió, según explica su jefe, Gustavo Gómez Lorente, en 2006: “Cuando lo creamos empezamos con no muy buenos resultados en el Campeonato de Madrid, pero ese mismo año se ofreció a correr con nosotros el entonces campeón y fue entonces cuando comenzamos a lograr varios triunfos”.

Dos segundos puestos en el citado Campeonato regional, un primer lugar en la competición del RACE o el título de campeones en el circuito Castellano Manchego son algunas de las victorias sumadas en esos años.

Tras un año de parón, este 2015 el equipo parleño decidió seguir en competición con “un proyecto bonito”, ya que encontraron “el apoyo de varias marcas”. Por ello, se pusieron en contacto con el que creían que podía ser “el mejor piloto”, el mallorquín Kike Ferrer, de sólo 22 años.

Comenzaron el campeonato con dos primeros puestos

Kike y la Kawasaki parleña se clasificaron en el primer puesto de las dos primeras carreras, celebradas ambas en el circuito de Albacete, pero el mallorquín se hizo una doble fractura de clavícula al caerse durante los entrenamientos de la tercera, lo que le impidió participar en ella y no pudo puntuar.

Fueron momentos difíciles para el equipo EMS Competición de Parla, ya que pensaron incluso en abandonar el campeonato. Sin embargo, Kike se operó de urgencia, corrió la cuarta carrera en Lérida… y la ganó.

Con este triunfo Kike Ferrer volvió a situarse número uno de la parrilla, pero en la quinta prueba, en el circuito de Motorland en Aragón, iba a producirse un nuevo contratiempo. Precisamente el segundo clasificado frenó a destiempo, lo que provocó una caída del piloto del equipo de Parla y el consiguiente abandono. A falta de dos carreras, la situación se complicaba.

“Sabíamos que esa carrera teníamos que ganarla como fuera para optar al título”, cuenta Gustavo, refiriéndose ya a la penúltima prueba del Campeonato, que se corrió en el circuito valenciano de Cheste. “Por ello, la preparamos a conciencia y la ganamos”, sentencia con satisfacción.

La última carrera 

La última carrera del Campeonato ha sido este pasado fin de semana en el circuito de Los Arcos, en Navarra, y el triunfo en Cheste permitió afrontarla con tranquilidad. “Teníamos una ventaja de nueve puntos sobre nuestro inmediato perseguidor. Decidimos que ya habíamos arriesgado mucho durante toda la temporada e hicimos una carrera bastante conservadora. Las condiciones climatológicas, además, eran muy malas, la pista estaba mojada, por lo que fuimos administrando los puntos que teníamos de ventaja y acabamos la carrera en cuarta posición, lo que nos servía para lograr el título”, relata el jefe de equipo.

motos-3

Un triunfo de un equipo de seis personas

Un éxito en el que “todos formamos parte de un engranaje”. El equipo EMS Competición de Parla está compuesto, junto al piloto, por dos miembros de coordinación, dos mecánicos, y el jefe de equipo, Gustavo, que también hace las veces de técnico de pista.

“La moto tiene que estar a punto, sin ningún fallo, porque en competición el mínimo error lo pagas muy caro. Y evidentemente el piloto juega un papel fundamental. Qué duda cabe que tiene que tener talento, darle al gas, y ante situaciones complicadas saber resolverlo. Porque en la pista está solo. Por mucho que el equipo desde el muro le apoyemos y le demos indicaciones, el que acelera y frena es él”, argumenta Gustavo.

Pero añade que “para la consecución de un título, tan importante es el trabajo de la persona que conduce el vehículo hasta el circuito como el del propio piloto, que en definitiva es el que se monta en la moto. Por el medio hay muchas personas que se encargan de hacer el motor, responsables de la coordinación, de la logística… el papel de todos es fundamental, todos forman parte del engranaje para que la maquinaria funcione”.

Piden más apoyo para el motociclismo en Madrid

“Como todos los deportistas, creemos que en Madrid es necesario más apoyo para el motociclismo. Hay grandes pilotos en la Comunidad, pero por este deporte sólo apuestan los valencianos y los catalanes, y apuestan por sus pilotos. Siendo piloto o equipo de Madrid es muy difícil llegar a lo más alto”, lamenta Gustavo Gómez. Desde su taller de Parla, con la Kawasaki siempre a punto, el EMS Competición pone desde hace casi una década todo de su parte para que esta tendencia cambie, y comiencen a ser más valorados los equipos de Madrid.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
1 Comentario

1 Comment

  1. Consuelo Martínez Muñoz

    23 octubre, 2015 at 20:43

    “Que los equipos de Madrid sean más valorados”, pero el piloto es MALLORQUÍN…

Deja un comentario

To Top

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies