REGIONAL

Las olas de calor, un riesgo para la salud

 

Desde el jueves 15 hasta el domingo 18 de junio el cuadrante suroccidental de la Península Ibérica se verá afectado de forma muy notoria por esta situación.

Con el final de la primavera y durante el verano las altas temperaturas pueden llegar a ser un enemigo implacable para la población, sobre todo para aquellos sectores más vulnerables, como los niños, los ancianos y los enfermos crónicos. Durante estos meses hay que estar alerta ante las denominadas olas de calor, esos periodos excesivamente cálidos en los que las temperaturas máximas y mínimas superan, por lo menos durante 3 días, los valores normales de una zona concreta para esta época del año. Y aquí es donde se deben tomar las medidas necesarias para combatir los efectos graves que el fuerte calor puede provocar en la salud.

De esta forma, la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid ha dispuesto el Plan de Alerta y Prevención de los Efectos en Salud de las Olas de Calor, diseñado para minimizar sus consecuencias. Es un plan preventivo en el que se informa, tanto a la población general como a los profesionales sanitarios y de los servicios sociales, con la antelación suficiente para que en caso de ola de calor la población pueda adoptar las medidas de protección adecuadas. Se puede acceder a través de la página web www.madrid.org/calorysalud/

A través de esta web, el Área de Vigilancia de Riesgos Ambientales en Salud informa cada campaña, desde el 1 de junio hasta el 15 de septiembre, de la situación diaria, así como de las temperaturas que se esperan en los próximos días, de forma que los ciudadanos de la región puedan estar prevenidos.

Recomendaciones

Para combatir las altas temperaturas, es recomendable seguir los siguientes consejos:

— En la medida de lo posible permanecer en casa en las horas más calurosas del día.

— Si hay que salir por obligación, buscar las zonas sombreadas, cubriéndose la cabeza con un sombrero o gorra. Vestir ropa ligera de colores claros.

— Evitar los esfuerzos físicos. Realizar las actividad deportivas a primera hora de la mañana o al caer la tarde.

— Cerrar las persianas y echar los toldos de las fachadas expuestas al sol.

— Aprovechar las horas más frescas del día para ventilar la casa.

— Nunca dejar a nadie, personas o mascotas, en un vehículo expuesto al sol en verano.

— Utilizar el agua para refrescar el cuerpo: desde paños húmedos, ducha o bañera. Si se tiene la oportunidad, baños en piscinas o ríos.

— Es fundamental una buena hidratación y el cuidado en la alimentación. Para ello, es recomendable beber y hacer beber a las personas que se tienen al cuidado (niños, ancianos, enfermos crónicos) líquidos con frecuencia, y comer con moderación, evitando excesos. Los variados tipos de verduras y hortalizas, ensaladas, gazpacho, etc., así como la fruta de verano (sandía, melón…), son muy recomendables por su alto contenido en agua y sales minerales.

— Si se están tomando medicamentos, consultar al médico o al farmacéutico por si fuera necesario ajustar la dosis (algunos medicamentos pueden provocar reacciones adversas con el calor).

— Pedir ayuda a parientes, vecinos o llamar al centro de salud si alguien se nota indispuesto por el calor. Si los síntomas se agravan, contactar con el 112. Es muy importante ser consciente que el golpe de calor es una emergencia vital que debe tratarse en un hospital. Se caracteriza por una temperatura corporal extremadamente alta (40-41ºC), con deterioro del nivel de conciencia. Por lo tanto, es fundamental llamar cuanto antes a Emergencias y, mientras llega la ayuda, procurar que la persona afectada permanezca en un sitio fresco, aplicándoles compresas de agua helada por todo el cuerpo para reducir la temperatura.

 

AVISO ESPECIAL DE LA AGENCIA ESTATAL DE METEOROLOGÍA

La Agencia Estatal de Meteorología ha emitido un nota en la que se advierte de la ola de calor que afectará, principalmente, al suroeste de la Península Ibérica, dando comienzo el jueves 15 de junio y durando al menos hasta el domingo 18, con un grado de probabilidad alto (mayor del 60%).

Así, las condiciones atmosféricas para los próximos días vienen marcadas por una intensa insolación que favorece el recalentamiento de la masa de aire, estacionaria, sobre el interior de la Península. Esta situación meteorológica se mantendrá al menos hasta el principio de la semana que viene, sin cambios en la masa de aire, por lo que continuará el episodio de altas temperaturas, del que ya ha venido informado AEMET a lo largo de diversas Notas Informativas, con temperaturas que podrán superar los 35ºC en numerosos puntos de la Península y Baleares.

Desde el jueves 15 hasta el domingo 18 el cuadrante suroccidental de la Península se verá afectado de forma muy notoria por esta situación. De forma casi generalizada se espera que las temperaturas alcancen durante el día valores en torno a los 40ºC de máximas y que no desciendan de los 20ºC durante la noche. En las cuencas del Tajo, Guadiana y Guadalquivir los valores serán aún más extremos, con alta probabilidad las máximas podrán superar los 42ºC y las mínimas no descenderán de 25ºC. Dadas estas condiciones de temperaturas tan elevadas, tanto diurnas como nocturnas, y que podrán mantenerse varios días, AEMET emite Aviso Especial de Ola de Calor para el cuadrante suroccidental peninsular.

AEMET emitirá un nuevo Aviso Especial el miércoles, día 14, y recomienda un seguimiento más detallado y actualizado de esta situación atmosférica a través de sus predicciones y avisos de fenómenos adversos. Todo ello puede consultarse en la página web: www.aemet.es

 

  •  
  • 2
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    2
    Shares
  •  
  • 2
  •  
  •  
Cliquea para comentar

Deja un comentario

To Top

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies