CULTURA

Suso 33, el esplendor del Arte urbano

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Suso 33 expone hasta el 26 de julio en el Centro de Arte Tomás y Valiente de Fuenlabrada la muestra ‘Suso33 ONe line. Una retrospectiva’, donde expresa mediante diversas disciplinas, como pintura, video o artes escénicas su visión artística de la realidad.

♦ Los conceptos de Arte y urbanismo quedan unidos en la técnica de Suso 33, cuyo talento, de largo recorrido, queda reflejado en la destreza de sus obras. El curioso nombre del artista tiene su origen en los escritores originarios de graffiti, quienes utilizaban un número para firmar sus obras; siguiendo esta tendencia, Suso adoptó el número 33 por tener significados que le resultan cercanos.

Por pura inquietud y necesidad de expresarse e investigar, Suso 33 comenzó en el amplio mundo de las Artes. Asímismo nos confiesa que quizá no empezó de un modo muy consciente, sino que fue más una necesidad existencial.

La primera forma de contactar con la creación artística fue en un Centro Cultural de su barrio a edad temprana, para después seguir formándose en diferentes Centros de Arte, sin experimentar los avances que él mismo hubiera querido obtener. “Lo que más me ha formado ha sido el constante trabajo gracias a la experiencia en diversos campos”, manifiesta.

‘Suso33 ONe line. Una retrospectiva’

Hasta el 26 de julio el Centro de Arte Tomás y Valiente de Fuenlabrada acoge la exposición ‘Suso33 ONe line. Una retrospectiva’, donde el artista muestra su originalidad expresada mediante diversas disciplinas, como la pintura, el video o las artes escénicas.

El artista entiende el proceso creativo como un compromiso ético con el entorno y sus problemas. Por ello no concibe el Arte como una fábrica de objetos artísticos destinados a un mercado. La temática de la exposición recrea la emoción, el cuerpo y en ella subyace la necesidad de generar una crítica a la injusticia social.

El artista nos confiesa que poner título a su exposición es algo que realmente le cuesta trabajo, eligiendo un nombre por pura necesidad. Por ello, la decisión fue emplear un juego de palabras manipulando el lenguaje. “Al ser una retrospectiva, es una especie de línea continua de trabajo y de conexión constante con el medio, esa línea de conexión con el interior y exterior tanto de uno mismo como con la sociedad”, dice.

El éxito de la muestra se refleja en el numeroso público que se acerca a visitarla, bien de forma individual, o a través de las visitas guiadas que ofrece el CEART. A esto hay que añadir las visitas de grupos provenientes de centros de enseñanza de la localidad.

La ciudad

La ciudad es un elemento esencial para las obras de Suso 33. El artista concibe la ciudad como un diálogo entre sus ciudadanos. “Para muchos la ciudad es un medio de dialogo y comunicación con otros ciudadanos y si formas parte de ella, la vives y la moldeas, puede ser un elemento de constante intercambio”.

El artista nos confiesa que realmente no hace pintura, definiéndose como una especie de ‘agente cultural’ que plantea cosas o juega a la reflexión dentro de otros muchos factores.

¿Vivir del Arte?

Suso 33 se muestra escéptico sobre la idea de vivir del Arte, pero sí está convencido de su aportación cultural en la sociedad. Cree fundamental y necesario que tanto público como artistas necesitan experimentarlo e imbuirse en la sensación inigualable que supone ‘sentirlo’ y ‘vivirlo’.

Para Suso 33, la intuición es como una voz interior que ayuda a tomar caminos a veces de un modo no muy racional. Aun así, es un factor esencial para desarrollar su propia técnica.

‘¡No volveré a pintar paredes!’ fue otra de las exposiciones que realizó el artista en el año 1984. Fue un manifiesto de intenciones por medio de una serie de ejercicios o experimentos donde se jugó con la relación entre el interior y el exterior del espacio expositivo y la calle.

La muestra tuvo lugar en la céntrica calle Alcalá de Madrid y en la galería de Montana de Barcelona simultáneamente. La acogida fue tan buena por el público que se decidió prorrogarla.

El Arte urbano de la mano de artistas como Suso 33 nos recuerda lo importante que es emplear los espacios de la ciudad como factores que inciden en la convivencia y en el diálogo.

ceart-2Centro de Arte Tomás y Valiente

El Centro de Arte Tomás y Valiente (CEART) inició su andadura el 5 de abril de 2005 con la voluntad de convertirse en un espacio de encuentro y referencia.
Desde su apertura, más de cuatrocientas exposiciones han dado cuenta de lo más notable de la producción artística contemporánea y sus salas han albergado y albergarán la obra de artistas de la talla de Miró, Calder, Isabel Muñoz, Palazuelo, Tàpies, Ouka Leele, Pierre Gonnord o Carmen Calvo entre otros.

Además, el CEART realiza acuerdos con Centros de Arte y Museos como el Nacional de Arte Reina Sofía, la Fundación La Caixa, Aena, MACUF o Kurtsverein de Stuttgard, entre otros. Estas colaboraciones han permitido un interesante flujo de energías que han posicionado al Centro de Arte en la primera línea del panorama de las Artes Visuales.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
1 Comentario

1 Comment

  1. Pingback: “SUSO33 ONe line Una retrospectiva” en la prensa

Deja un comentario

To Top

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies