GETAFE

Nadie conoce a Marjaliza

ciudadano-valdmoro-2

Dentro de los círculos naranja; arriba: Raúl del Olmo, marido de Eva Borox y actual edil de Seguridad Ciudadana y Deportes de Valdemoro, Guillermo Gross, Alcalde de Valdemoro, Antonio Soubrie, concejal de Ciudadanos en Getafe. Abajo, Eva Borox

 

Eva  Borox entrega su acta de diputada de la Asamblea de Madrid tras negar dos veces conocer a David Marjaliza, uno de los cabecilla de la trama Púnica. Eva Borox niega también  haber recibido pagos del  cabecilla de la trama ‘Púnica’ cuando era edil del PSOE en Valdemoro

Eva Borox, la jefa ‘del clan de Valdemoro’ se aupó como número tres de la  lista de Ciudadanos en la Asamblea de Madrid tras ‘vender la fusión’ de CDL

David Marjaliza afirma que le financió viajes por España entre 1998 y 2003 y  que le pagó 30.000 euros ‘por estar al servicio de Granados’


 

Eva Borox, diputada de la Asamblea de Madrid por Ciudadanos escribía en su blog, copiando un libro de Joaquín Leguina: «Podemos empezar con un mandamiento escrito hace ya muchos años por Albert Camus: ‘Para ser hombre hay que negarse a ser Dios’. Por eso los lideres políticos deberian llevar con ellos en el coche o tener en su despacho un Pepito Grillo que, como a los triunfantes mílites romanos, les recuerde que son mortales, señalándoles además con el dedo cuando se comporten como necios».

Y así, se cumplió en propia carne la sentencia profética. Eva Borox no tenía en su despacho al Pepito Grillo que reclamaba para otros. Ahora ha sido señalada con el dedo de la corrupción, quedando retratada, tras la publicación en La Sexta de una serie de fotografías, como una necia mentirosa. En julio del año pasado una información de Pedro J. Ramírez para El Español filtraba la parte del sumario que le afecta a la ambiciosa política de Valdemoro. David Marjaliza, el ‘brazo ejecutor’ de La Púnica al servicio de Francisco Granados, había declarado ante el juez que había pagado 30.000 euros a la, por aquel entonces, portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Valdemoro, Eva Borox, para ‘comprar el voto favorable’ del grupo socialista en la construcción de un colegio concertado en Valdemoro.

Además —entre 1998 y 2003—, según la declaración jurada de Marjaliza, le había pagado las vacaciones a ella y a su marido en una selección de destinos nacionales como Mallorca, Cádiz, Andorra, Almería o Denia. Tras las informaciones del verano, recién elegida diputada autonómica, Eva Borox proclamó entre lágrimas su inocencia y aseguró que se trataba de una mentira «absoluta, asquerosa y repugnante». Borox recalcaba que no conocía a Marjaliza; «Se trata de un señor al que conocía por residir en la misma localidad», concluyó la diputada en el alambre. La diputada ‘naranjita’ dejó claro que renunciaría de forma inmediata a su acta si fuese imputada.

Sin embargo, como dice el refrán, «antes se pilla a un mentiroso que a un cojo». En este caso mentirosa. La Guardia Civil sigue investigando este cabo suelto del ‘conseguidor’ de la trama corrupta, Y para ratificar la mentira, la Sexta acabó el viernes con la carrera de la ambiciosa Eva Borox a pesar de las declaraciones iniciales de la implicada volviendo a reclamar su inocencia en un comunicado publicado en la web de Ciudadanos. «Niego la veracidad de todas las acusaciones recogidas en la declaración judicial de David Marjaliza durante mi etapa como concejal del PSOE y de las que se ha hecho eco el programa ‘Al Rojo Vivo’ de La Sexta. David Marjaliza nunca me ha pagado ningún viaje ni tampoco comisión alguna. Asimismo, niego haber mentido tal y como afirma el programa en cuanto al carácter de mi relación con David Marjaliza. Se trata de un señor al que conocía por residir en la misma localidad, tener amigos en común y existir una relación entre nuestras familias».

La verdad suele ser tozuda y golpea, tarde o temprano, a los embusteros y fuleros. Una serie de fotografías revelan que Marjaliza y Borox eran más que vecinos. Cenas con amigos con Marjaliza en pantalones cortos, fiestas en Madrid y salidas familiares al parque de atracciones son algunas de las instantáneas que ha sacado a la luz La Sexta y que confirman una relación, no peligros, mortal políticamente.

El sedimento de gentes de todo tipo y diversa ‘calaña política’ en las listas de Ciudadanos sigue haciendo daño a Albert Rivera, aunque desde el partido no se andan con chiquitas. Ordeno y mando. Según algunas fuentes de Ciudadanos está previsto que Eva Borox dimita hoy como diputada de la Asamblea ‘por iniciativa propia’. Ciudadanos ha subrayado que no entra a valorar «las relaciones y posibles amistades» de su parlamentaria», incluso dando portazo a los hechos contestando al portavoz socialista Gabilondo, que cuando sucedieron los hechos, Eva Borox era concejal del PSOE.

 

ciudadano-valdmoro-eva-boro

 

El portavoz de Ciudadanos en el Congreso, Juan Carlos Girauta, ha dicho que las fotos publicadas este martes en las que se ve al empresario David Marjaliza, uno de los supuestos cabecillas de la trama Púnica, compartiendo momentos de ocio junto a Eva Borox, diputada de C’s en la Asamblea de Madrid, no permiten juzgar si esta ha mentido o no. Está claro. Cuando el que ve no quiere ver… todo el política. Con lo fácil que es criticar y censurar esas situaciones en el resto de agrupaciones políticas.

 

ciudadano-valdmoro-1

Detrás, sin camiseta naranja, Antonio Soubrie, edil de C’s en Getafe. Abajo, el segundo por la derecha, Raúl del Olmo, marido de Eva Borox; y a la izquierda con el anorak azul, un Guillermo Gros con bigote, actual alcalde de Valdemoro.

 

La historia de una ambiciosa

Eva Borox nació en 1971. Nunca ha trabajado en la empresa privada. Desde que era menor de edad, con 17 años, se volcó en la actividad política para vivir de la administración. Trabajó en el Ayuntamiento de Valdemoro, fue Jefa de Gabinete de Alcaldía, y responsable de diversas áreas municipales.

Tras resultar elegida concejal por el PSOE, en junio 2005, se hizo con la portavocía y con el control del grupo municipal socialista en el Ayuntamiento de Valdemoro. Sin embargo, la Agrupación Socialista estaba controlaba por el anterior alcalde, Antonio Serrano. Para afianzar su poder, Eva Borox empezó a afiliar al PSOE a familiares y amigos. Y para clarificar la ambición de Eva Borox, un grupo de militantes escrutó el censo de afiliados y comprobó que parte de los nuevos militantes habían estado en el PP, cuyo secretario general era Francisco Granados, o estaban relacionados con el constructor David Marjaliza.

Rafael Simancas, Secretario General del PSM, disolvió la agrupación socialista y encargó la dirección del partido en Valdemoro a una gestora. Eva Borox, expulsada por sus métodos para controlar el partido o el limbo político,  montó un ‘circo mediático’ acusando a la dirección de los socialistas madrileños de falta de democracia, llegando a encerrarse en el Ayuntamiento valdemoreño. Ella sostiene que nunca fue expulsada y que simplemente, tras la disolución del partido a nivel local, nunca volvió a solicitar el ingreso. Cualquiera, con aquellos antecedentes…

ciudadano-valdmoro-cdsEn 2011 se afilió al CDS (Centro Democrático y Social) buscando el acta de concejal. «Valdemoro la necesitaba», rezaba la propaganda del minúsculo partido. Tras el fracaso de los últimos seguidores del partido que fundara Adolfo Suárez, Eva Borox se apuntó a otro de los ‘partidillos’ emergentes.

Duante año y medio ejerció, así de golpe y porrazo, como vicepresidenta del CDL (Centro Democrático Liberal). Los días 27 y 28 de octubre de 2012, se celebró su IV Congreso Nacional del CDL, y Eva Borox se aupó como Presidenta Nacional.

En septiembre de 2013 Albert Rivera, presidente de Ciudadanos presentaba en Madrid la plataforma Movimiento Ciudadano. Tras vislumbrar las posibilidades del político catalán resucitado a nivel nacional, Eva Borox empezó a negociar la integración del CDL en el ‘movimiento’ de Albert Rivera. En febrero de 2014, Eva Borox convocó un Congreso Extraordinario para decidir la integración en elpartido naranja. Y así lo aprobó. Estaban cerca las elecciones al Parlamento Europeo y Eva Borox —como expresidenta del CDL— se encaramó al puesto 10 de la lista de C’s.

Tras el éxito en las elecciones europeas, la traición de Ciudadanos al resto de partido independientes, y un trabajo demoscópico interesado por algunos medios, Ciudadanos se coló de una manera importante en Ayuntamientos y Comunidades. Eva Borox, a pesar de algunas reticencias por su pasado, forzó su nombramiento como número 3 en la lista naranja a la Asamblea de Madrid. Otros miembros del ‘insignificante’ CDL se colaron en las instituciones o lo intentaron como José Enrique Aguar (Vicepresidente) entró en la Diputación de Valencia o Carlos Rodríguez Alemany que fracasó en su candidatura como número dos al Senado por Madrid

 

ciudadanos-getafe

 

El ‘Clan de Valdemoro’ también controla Getafe

La Púnica, la trama corrupta que tiene por epicentro político y empresarial a Valdemoro, ha golpeado a Ciudadanos como partido en el que han confluido ‘la morralla política’ y los desechos de otros partidos. Las acusaciones de David Marjaliza no solo afectan a la número 3 de Ciudadanos en la Asamblea de Madrid y ‘madrina’ del llamado ‘Clan de Valdemoro’. El marido de la ambiciosa política, Raúl del Olmo, es el primer teniente de Alcalde del Ayuntamiento de Valdemoro en el gobierno minoritario del ‘ahijado’ y primer alcalde naranja, Guillermo Gross. Del Olmo, que fue Policía Local de Valdemoro hace años, ahora es el delegado de Seguridad Ciudadana. Las vueltas que da la vida.

Sin embargo la posible ‘investigación’ [antes imputación] de su mujer, Eva Borox, podría afectar a Raúl del Olmo como cargo electo y a la estabilidad del Ayuntamiento de Valdemoro. Al fin, si Marjaliza pagaba las vacaciones de Eva Borox, también pagaba las del ahora primer teniente de Alcalde. Si Eva Borox disfrutó, presuntamente, de los 30.000 euros por el voto para la construcción de un colegio concertada, también los disfrutaría su marido. O, quizás, como pasa con otros matrimonios, morganáticos o plebeyos, la mujer —o el hombre, en este caso— no se entera de lo que hace su consorte. Hay que recordar aquella ministra que no sabía que su marido tenía aparcado un ‘jaguar’ último modelo en el garaje de la casa.

Además de controlar Valdemoro, Eva Borox se encargó durante la confección de las listas de Ciudadanos en los distintos Ayuntamiento de colocar a sus peones. Es el caso de Getafe donde figura Antonio Soubrie, de siempre relacionado con el ‘Clan de Valdemoro’ (en la fotografía superior con Eva Borox, el marido de esta y el alcalde de la localidad sureña). Igualmente, la portavoz de Ciudadanos Getafe, Mónica Cobo, aún estando fuera del ámbito de Valdemoro, es ‘una pieza’ colocada a dedo por la ambiciosa y presuntamente corrupta Eva Borox.

Además de Mónica Cobo y Antonio Soubrie, la número tres de la lista al Ayuntamiento de Getafe, María José Navarrete, es una mujer que sí tiene experiencia en política: fue secretaria de organización y tesorera de la Unión de Ciudadanos Independientes de Toledo, partido investigado por el Tribunal de Cuentas; actualmente es responsable de comunicación de Ciudadanos Toledo. La número cuatro es María Esther Estrella, abogada de Legálitas muy próxima a Begoña Villacís.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
Cliquea para comentar

Deja un comentario

To Top

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies