EDUCACIÓN

Entrevista a Juan Antonio Conde, vocal del AMPA del CEIP Calderón de la Barca de Leganés

 

Integrantes del AMPA del CEIP Calderón de la Barca de Leganés. A la izquierda, Juan Antonio Conde

«Queremos sentirnos orgullos de nuestro cole y que la gente quiera traer a sus hijos aquí»

► El AMPA denuncia “el estado lamentable de las instalaciones y gran cantidad de escolarizaciones extraordinarias”
► “No hay escalera de emergencias. Figúrate lo que podría pasar”
El centro data de 1970 y su reforma se encuentra enquistada desde hace años

El AMPA del CEIP Calderón de la Barca de San Nicasio, lo tiene claro: el colegio necesita obras y reformarse. Se trata de uno de los centros más antiguos de Leganés, data de 1970. Con el paso de los años y sin reparaciones de por medio, la situación ha desembocado en varios frentes que denuncian estas madres y padres. Baños que no se pueden ni usar, carencia de espacios, pobre estado del aislamiento térmico, sistema eléctrico obsoleto, ausencia de escaleras de emergencias, saturación de escolarizaciones en periodo extraordinario y otras tantas que desgranamos a continuación. Desde el AMPA sí que se han puesto manos a la obra para dar a conocer por todos los rincones de la ciudad esta realidad. Por ahora, el Ayuntamiento no les ha solucionado, en líneas generales, nada. A la espera están de la posición que tome la Comunidad de Madrid. Muestran su satisfacción y agradecimiento para con los profesores. Por eso, no cesan en el empeño de un centro digno en cuanto a instalaciones e infraestructuras se refiere. Juan Antonio Conde, vocal del AMPA, nos hará de guía en este paseo… Fueron de los primeros, pero no quieren ser, casi 50 años después, los últimos.

 

Pregunta: ¿Cuál es el germen de vuestras reivindicaciones?
Respuesta: Esto empezó porque el centro nos comunica, tras una reunión de directores con el Ayuntamiento, que se iban a hacer obras en colegios y dedicar del Plan Regional de Inversiones 7,5 millones para obras en colegios. Resulta que esos colegios que nos dijeron eran los del tejado azul. Coincide en que son cinco colegios de los años 70; aun así más nuevos que el nuestro. Nosotros nos echamos las manos a la cabeza. En el Consejo escolar somos conscientes del déficit de obras estructurales que tenemos y no van a emplear dinero en eso. Es tremendo e incomprensible… Todo empieza así.

P: ¿Es el Calderón de la Barca el más antiguo?
R: Justo somos del año 70, es decir, llevamos en pie con estos muros 48 cursos. El primero de todos lo tiraron y lo hicieron nuevo, así que está bien. Digamos que el nuestro es el de las instalaciones más antiguas que existen ahora mismo en Leganés. Y claro, pasan los años y se necesita reformar. Es algo muy lógico.

P: Los colegios son competencia municipal, pero aquí también entra otra administración en juego…
R: Así es. Cuando es obra y supera un dinero importante ya atañe a la Comunidad de Madrid. Digamos que el Ayuntamiento hace mantenimiento. Pero es que el Gobierno se va a gastar 7,5 millones en obras en otros colegios, aunque no sea competencia suya. No sé si me explico…

P: Claro, alguna ayuda sí que podría ofrecer…
R: Efectivamente, que diga eso de yo llego hasta aquí y a ver cómo tiramos. El Ayuntamiento apoya de palabra, pero no suelta dinero. Si ellos arrimasen un poco el hombro, animan a la Comunidad de Madrid…

P: Pero algo os tendrán que decir, ¿no?
R: Que por criterios técnicos hay otros peores. Es surrealista que el Ayuntamiento te diga eso. Pues, ¿cómo estarán esos otros? El nuestro desde luego que lamentable. Y a esperar a ver qué pasa en una reunión conjunta entre Comunidad, con el director de Área, y Ayuntamiento. Tememos que se pasen la pelota. Es nuestra experiencia con el Ayuntamiento de Leganés, que se la pasa a la Comunidad de Madrid cuando hemos ido a hablar con ellos.
Date cuenta de que hay elecciones el año que viene y este plan de inversión es hasta 2019. Así que hasta que a nosotros nos metan mano en el colegio… Es una situación que lleva ya años enquistada. Estamos intentando hacer un poquito de presión para ver si nos hacen caso.

P: Cuando habéis hablado con responsables municipales, ¿con quién lo habéis hecho?
R: Nos reunimos con Javier Márquez (director general ilegal de Obras). Nos decía que van a llegar hasta ahí, pintar y arreglar los patios. Que para Semana Santa, pero ningún compromiso por escrito, sólo palabra… Y también nos dijo que no había más dinero. No se comprometen en nada… Somos padres y madres que pagamos impuestos aquí y desde hace muchos años.

P: ¿Cuáles son los problemas que denunciáis?
R: Mira, las cosas como son, según entras, te tira para atrás; si bien es cierto que el centro funciona muy bien en otros aspectos que comentaremos después. Existe déficit de espacios en las clases, los servicios de la primera plata, con malos olores, algunos niños no quieren ir. En el gimnasio sólo hay un baño que tienen que compartir niñas, niños y profesores. Mi hijo no quiere ir al baño o en el gimnasio hay niños que no se quieren cambiar porque los ven los otros. O imagínate las niñas… La instalación eléctrica dudamos de que esté legalizada y está obsoleta con lo que ello puede conllevar. También hay niños que pasan frío en las clases. Es tan antiguo que, por ejemplo, la pared norte no asila correctamente. El techado es de uralita. Te dicen que no corre peligro, pero nunca se sabe. Ellos dicen que no saben nada, pero este material da muchos problemas por su componente nocivo. Es como el tema del amianto. En muchos sitios han quitado lo de la uralita, pero aquí, por ahora, ahí continúa. Es decir, una serie de cosas que consideramos que tendrían que haber tenido en cuenta. El Ayuntamiento se remite a que ellos tienen informes técnicos y que hay colegios peores que el nuestro.

P: Y, ¿qué ocurre con la escalera de emergencias?
R: No las hay. Están incumpliendo el Plan de Protección Contra Incendios. La instalación eléctrica obsoleta y no hay escaleras para estas situaciones… Figúrate lo que podría pasar. No sé qué criterios técnicos habrán utilizado.

P: Sin embargo, con quien estáis muy satisfechos es con el equipo docente…
R: En ese sentido, sí es cierto que el colegio funciona muy bien y muy contentos con los profesores, que hacen un gran esfuerzo y también sufren igualmente esta situación. Y con el equipo directivo también estamos muy satisfechos.

Problemas con las escolarizaciones

P: Sois uno de los centros que recibe más escolarizaciones extraordinarias…
R: Sí, estamos sufriendo un número muy elevado de escolarizaciones en periodo extraordinario. Tenemos más que en periodo ordinario. Niños que vienen de otros sitios, familias que las desplazan… Hemos llegado a una diversidad muy amplia. Tenemos 32 nacionalidades. Eso está muy bien, pero supone una diferencia muy grande de niveles. ¿Qué ocurre con esto? Pues que los profesores se quieren ir, se queman mucho. Hay problemas culturales, de lenguaje… Entonces, también estamos demando recursos para atender a esa diversidad. Porque, claro, nos ponen como un colegio donde van llevando estas escolarizaciones extraordinarias, pero tampoco nos dan recursos, cosa que queremos hablar con el director de Área Territorial Madrid-Sur. Está muy bien la riqueza cultural, pero si no hay medios para atender esa diversidad… El equipo directivo nos apoya y va a estar en la reunión. Somos el único cole de San Nicasio con L1. Con L2 sí había profesor de apoyo, pero se quitó. Hay alumnos que pueden perder el nivel.

P: ¿Esto, entonces, lo notan los niños?
R: Por supuesto, notan mucho la falta de recursos docentes. Si un profesor tiene que estar preocupándose de si otro viene o no a clase o si tiene o no problemas con el lenguaje… Todo eso lo perciben.

P: ¿Ha habido familias que hayan dicho hasta aquí y se quieran marchar?
R: Sí, sí. Conozco casos de gente que no quiere traer aquí a sus hijos. Primero por la fama que tiene y el aspecto. Nosotros queremos sentirnos orgullos de nuestro cole y que los padres quieran traer a sus hijos aquí, pero no. Eso es muy triste. Estamos orgullosos en el sentido del profesorado, pero para nada con el tema de infraestructuras e instalaciones. Yo tampoco quería traer a mi hijo por la fama que tenía. Como padre te lo planteas y no lo tienes claro. Queremos tener constancia de que cada mañana los dejamos en la mejor opción.

P: Por último, desde el AMPA afirmáis que esto no es un gasto, sino una inversión…
R: Exactamente, por supuesto que sí. Y esperamos que así lo entiendan las administraciones. Es la educación de nuestros hijos e hijas y se tiene que dar en un lugar digno. Vamos a seguir batallando y siendo muy enérgicos por redes sociales denunciando esta situación y haciendo todo lo posible para que sea conocida en la población.

  • 3
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    3
    Shares
  • 3
  •  
  •  
  •  
Cliquea para comentar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

To Top

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies