EMPRESA

Llega un nuevo servicio de almacenaje: el alquiler por caja

GLOBAL-BOX

 

El mundo del almacenaje siempre está buscando nuevas maneras de seguir creciendo y respondiendo a las necesidades de sus clientes. La última novedad es el servicio de almacenaje Quickbox, que incorpora la posibilidad de alquilar por caja, logrando ofrecer sus servicios a aquellos a los que un trastero se les queda grande pero mantienen problemas de espacio en casa.

El funcionamiento de este servicio es muy simple y está enfocado en ofrecer la máxima comodidad a los usuarios. Basta con llamar por teléfono a Globalbox y pedir el número de cajas que necesitemos, pudiendo pedir solo una si es el caso sin problema. Ellos nos las traerán a casa y volverán cuando les avisemos a recogerlas. Las clasificarán y precintarán delante nuestro y la llevarán hasta su almacén donde permanecerán guardadas con las más estrictas medidas de seguridad. Solo tú podrás saber lo que hay dentro ya que ningún usuario de los almacenes de la marca podrá acceder a la zona de almacenaje de las cajas y solo tú podrás abrir el precinto.

Una de las grandes ventajas de este servicio es que podemos llamarles siempre que necesitemos algo de cualquier caja. Basta con dar la identificación de la caja que necesitemos –en el caso de que hayamos guardado más de una- y nos la traen a casa para que saquemos lo que queramos, llevándosela de nuevo con el resto de objetos posteriormente. Igualmente, cuando queramos prescindir el servicio también nos llevarán las cajas hasta nuestro domicilio, por lo que no necesitamos coche ni desplazarnos en absoluto para poder usar este novedoso servicio.

Las medidas de seguridad incorporadas hacen que también sea una opción para aquellas personas que quieran guardar objetos valiosos y compartan piso. La caja, precintada y en unos almacenes vigilados las 24 horas del día los 365 día del año, estará mucho más segura que en cualquier domicilio.

Por otro lado, también se convierte en una opción perfecta para aquellos estudiantes que abandonan su piso durante el verano para volver a sus ciudades de origen y no quieren hacer una mudanza completa. De esta forma pueden guardar los libros y los objetos más pesados y tenerlos disponibles cuando estén de vuelta en su nueva vivienda, evitando tener que pagar por un trastero completo para unas cuántas cajas. Acumular trastos cuando se está de alquiler deja de ser un problema.

Los profesionales acostumbrados a viajar durante meses por cuestiones de trabajo son otros de los perfiles que más empiezan a utilizar este nuevo servicio. La facilidad con la que se entregan las cajas y se recogen, que nos permiten ahorrar el máximo tiempo posible, convierte a las cajas Quickbox en una opción magnífica para aquellos que están siempre ocupados pero necesitan desalojar un piso de alquiler rápidamente. De la misma forma, es también una buena opción para aquellos periodos intermedios en las mudanzas, cuando hay varios días entre que abandonamos un piso y entramos en otro y no sabemos dónde meter la mayor parte de nuestras cosas.

 

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
Cliquea para comentar

Deja un comentario

To Top

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies