GETAFE

La alcaldesa de Getafe reorganiza el gobierno municipal y ‘defenestra’ a la edil responsable de GISA y ALEF

sara-hernandez-y-monica-cer

Sara Hernández y Mónica Cerdá

La alcaldesa de Getafe ha reorganizado el Gobierno municipal al cabo de ocho meses al frente del Ayuntamiento de Getafe defenestrando a Mónica Cerdá, responsable de Empleo y Desarrollo económico, además de dirigir las empresas públicas GISA y ALEF. Sara Hernández le ha traspasado estas delegaciones a la segunda teniente de alcalde, María Nieves Sevilla que asumirá las nuevas responsabilidades a las delegaciones de Recursos Humanos y Atención Ciudadana que ya ostentaba.

María Nieves Sevilla deja de hacerse cargo de la delegación de Mayores, que pasa a ser competencia de Ángel Muñoz que, además, mantiene Limpieza y deja Salud y Consumo, que a partir de ahora serán las delegaciones asignada a la ‘defenestrada? Mónica Cerdá.

nieves_sevillaMaría Nieves Sevilla, que pasa a convertirse en la nueva mujer fuerte del ejecutivo de Sara Hernández, en el brazo ejecutor de la alcaldesa, es la edila más afectada por los cambios pues pasa a tener a su cargo Empleo, Desarrollo Económico, Atención Ciudadana, las empresas públicas GISA y ALEF y la recién creada delegación de Transparencia y Calidad. Desde el Gobierno municipal se ha justificado esta decisión como una forma de “afrontar los nuevos retos a medio y largo plazo, con el único objetivo de continuar mejorando y ofreciendo un servicio más eficiente” a los vecinos.

Sobre la delegación de Transparencia y Calidad la nota destaca que se considera “prioritaria” por la próxima auditoría que “una empresa independiente realizará para la mejora de la eficiencia de la gestión municipal” y que introducirá paulatinamente “cláusulas sociales en los procesos de contratación”.

El cambio de atribuciones a Cerdá, según el comunicado municipal,  obedece a una forma de vincular Salud y Juventud “para dar un impulso definitivo a las diferentes campañas de concienciación juvenil y especialmente al programa Objetivo 0’0”.  A pesar de lo ridículo de la excusa, en círculos políticos de la localidad la retirada de la confianza en Mónica Cerdá, prácticamente defenestrada de las áreas que más poder suponen en el ejecutivo local, se atribuye a las diferencias que mantienen la edil y la alcaldesa; «es la única, no que le hacea frente, simplemente que le contesta», afirman fuentes internas del partido.

Los otros cinco concejales del Gobierno municipal mantienen sus atribuciones como hasta ahora, al igual que la alcaldesa, Sara Hernández, que mantiene asociadas Mujer e Igualdad y Participación Ciudadana.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
Cliquea para comentar

Deja un comentario

To Top

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies